Estos días atrás los GANADEROS DE SANABRIA han estado muy presentes en los medios de comunicación. El ministerio de Transición ecológica y reto demográfico ha incluido a todas las poblaciones de LOBO IBÉRICO en el listado de especies en régimen de protección especial. La medida es polémica y hay mucha división de opiniones.

La mayoría de asociaciones ganaderas ( ASAJA, UPA, COAG ) y otras organizaciones agrarias se oponen. Las comunidades autónomas dónde mayor presencia de lobo hay también. ASTURIAS, CANTABRIA, GALICIA y CASTILLA Y LEÓN acogen en sus territorios a más del 95% de ejemplares de lobo.

Algunas de las CAUSAS que provocan este rechazo por parte de los ganaderos son :

• El sistema de indemnizaciones en caso de daños varía mucho de una comunidad a otra, tanto en cuantías como en plazos, pero en general demandan mecanismos de compensación más justos y más ágiles. Un plazo de dos años, como sucede en algún caso no parece razonable.
• A veces hay dificultades para demostrar ese daño y entonces tampoco se puede peritar.
• La excesiva y complicada burocracia puede ser una dificultad que hace que incluso desistan de hacer esta reclamación

Ganadería extensiva en Sanabria
Ganadería Rodríguez Tábara – Sanabria

Los GANADEROS reivindican que la ganadería extensiva, la que se realiza al aire libre, mejora la biodiversidad, tiene efectos positivos para el medioambiente y ayuda a gestionar el territorio. Piden apoyo y valoración para su labor y lo cierto es que además del lobo tienen bastantes problemas para subsistir.

Las CCAA por su parte hablan de la actividad ganadera como un motor económico para zonas que sufren una gran despoblación. La convivencia del lobo con la ganadería, puesto que es un bien general, no puede ser sostenida económicamente por las CCAA o los propios ganaderos.

La Política Agrícola Común ( PAC ) va a permitir destinar fondos a la convivencia entre ganado y lobos . Pero con tantas administraciones implicadas resulta difícil saber como se están manejando en la actualidad estos fondos y cómo se hará en un futuro.

Sanabria, tierra de lobos

En Sanabria los lobos nunca llegaron a desaparecer. El lobo es el gran depredador de nuestros montes, pero como ya es sabido sus poblaciones estuvieron tan amenazadas que para el año 1970, momento en el que se le dejó de considerar una alimaña a exterminar, apenas si quedaban de 300 a 400 ejemplares.

Sanabria es tierra de lobos
LOBO IBÉRICO

Su hábitat quedó reducido al Noroeste peninsular, siendo Zamora uno de sus principales enclaves. Hoy en la Sierra de la Culebra se encuentra la mayor y más estable población del lobo ibérico de la península. Sanabria es una de sus comarcas.

Tal vez esa larga convivencia no interrumpida permitió y permite una coexistencia entre el pastoreo y la ganadería extensiva tradicional y el lobo. La forma de practicar esta ganadería no ha cambiado y está adaptada a la presencia de este depredador. Sorprenden los testimonios de ganaderos sanabreses que teniendo al lobo en su mismo territorio sin embargo no están en contra de la medida de prohibir su caza.

Nos cuentan algunas de las MEDIDAS que de siempre les han ayudado en esta convivencia :

  • Acompañar al ganado, no dejarle solo
  • Guardarlo todas las noches en vallados o cercados
  • Desbrozar monte para mantenerlo más abierto
  • Y, esta es la más importante, apoyarse en perros de guarda, los fabulosos mastines.
  • Es muy posible también que los lobos en esta zona tengan más presas a su alcance. Hay corzos, ciervos, jabalíes y los lobos pueden disponer de más caza o de más carroña.

El MASTÍN es un fabuloso perro de guarda. Convive con el ganado desde cachorro. Nace y crece junto a él, lo que crea lazos de apego que le impulsan a defenderlo.

Los mastines protegen al ganado frente a los ataques del lobo en Sanabria
MASTÍN LEONÉS ( de Rodríguez Tábara )

Cada ganadero suele tener varios, muchos en realidad, y esto también disuade al lobo, ya que los perros dejan sus rastros olfativos por el territorio, rastros que el lobo detecta y evalúa. No han tenido ataques gracias a esto. Tienen una petición: que dejen de considerarlos mascotas y se puedan tener como animales de trabajo. Esto les facilitaría las cosas. El ganado y los mastines son de la ganadería RODRÍGUEZ TÁBARA, con un joven ganadero al frente haciendo un muy buen trabajo. Lo podéis seguir en RRSS.

En la actualidad, se cree que hay más de 2000 lobos ibéricos. Su población se ha ido recuperando paulatinamente. Han vuelto a zonas de las que habían desaparecido y esto trae conflictos con los ganaderos que no contaban con ello. Han cruzado el Duero y se les puede encontrar en Ávila, en la Sierra de Gredos y el Alto Alberche. Incluso en la Sierra de Guadarrama, en la provincia de Madrid.

Otro punto de vista interesante es el lobo como elemento de interés en el fomento de actividades turísticas relacionadas precisamente con su observación, conservación y al final fuente de riqueza para el territorio. En Robledo de Sanabria se encuentra el CENTRO del LOBO IBÉRICO que se abrió en 2015 con fines educativos. El centro se llama Félix Rodríguez de la Fuente, como no podía ser de otra manera. Así mismo desde AHERCA en Villar de Ciervos nos proponen un turismo responsable y sostenible con rutas de observación del lobo por la Sierra de la Culebra.

A modo de conclusión, desde aquí pedimos el apoyo para todos los ganaderos y pastores que crían en extensivo, cuidando de nuestro medio rural. Siempre que elegimos carne, leche o cualquier otro producto fruto de su trabajo les estamos ayudando. Tal vez, con mejores expectativas para sus actividades estarían todos ellos más dispuestos a tolerar los posibles ataques del lobo.