“ Nos gustan más porque son nuestras. Son las de toda la vida. Sentimos añoranza de otros tiempos. Su carne sabía mejor”.

Son razones que podríamos dar para explicar el interés que tenemos por las razas autóctonas de ganado. Pero serían razones subjetivas.

Si se toma prácticamente cualquier raza autóctona de las que están en la actualidad en peligro de extinción, la historia que hay detrás será en todos los casos parecida a esta: A principios del s. XX cada zona geográfica contaba con razas que le eran propias y se distinguían unas de otras. Según se avanza en el siglo comienza a darse una continua reducción en el censo de estos animales motivada por el continuo cruzamiento con razas foráneas persiguiendo mayores rendimientos cárnicos y menores tiempos de cebado.

Esto cambia todo el sistema productivo.

Es muy lógico que los ganaderos y ganaderas se lanzaran a esta “modernización” con la esperanza de hacer más sostenibles sus explotaciones en un mundo rural cada vez más abandonado.

La evolución es tal que llegamos a final de siglo con prácticamente el 70% de las razas autóctonas en peligro de extinción. Llegados a este punto, se hace necesario su recuperación.

La pérdida de biodiversidad es un riesgo frente al cambio climático y frente a las enfermedades animales que se pueden extender como epidemias.

La variabilidad genética nos protege.

Además, en según qué lugares y climas solo es posible la cría de las razas que están adaptadas a esas condiciones. Y estas sí son razones objetivas.

Afortunadamente, siempre quedaron familias que para su casa siguieron criando estas razas. Y ferias de ganado tradicionales en las que se mostraban. E incluso románticos que se empeñaban en su preservación.

Necesitan nuestro apoyo. En Ignacio Centeno nos lo hemos puesto como objetivo.

Nos parece importante y necesario. Está fuera de mercado y hay que hacer un esfuerzo pero creemos que merece la pena.

¡Ah, por cierto¡ Y además estamos convencidos de que saben mejor.

Ternera de raza autóctona sanabresa

Fotografía: Autor: Mª de los Ángeles Lafuente Martín. Año:2008. Comentarios: Imagen de cría tomadas en localidad zamorana de Villalcampo, dentro del Parque Natural de los Arribes del Duero. Imagen facilitada por la ASOCIACIÓN ESPAÑOLA DE CRIADORES DE GANADO SELECTO DE RAZA ALISTANA-SANABRESA (AECAS).